Isa Cocina Sana

Talleres de cocina, ingredientes, recetas y más…

Tartar de algas

Deja un comentario

TartarAlga

Esta es una receta que me gusta mucho y preparo a menudo. Una elaboración muy rápida, sencilla y recurrente para tomar en cualquier ocasión, como entrante, aperitivo, desayuno, etc. Una pequeña cantidad en una tostada o una tortita de arroz es un verdadero capricho.
Algunas marcas elaboran este tipo de preparaciones con algas, son deliciosas aunque su precio es bastante elevado, así que ¿porqué no elaborarlo en casa?
Yo preparo bastante cantidad porque se conserva muy bien en la nevera. Lo reparto en tarros de cristal pequeños y así puedo añadir condimentos diferentes en cada uno de ellos. Es muy cómodo para llevar al trabajo como desayuno, además está riquísimo!!
Puedes elaborar el tartar con un solo tipo de alga, aunque a mi me gusta combinar varias, le aporta más colorido y contraste de sabores además de una mayor y más variada cantidad de nutrientes.
Aquí os dejo mi receta base, aunque, con un poco de imaginación, podemos hacer muchas variaciones y combinaciones incorporando distintos condimentos. Prueba con las cantidades, teniendo en cuenta que las algas aumentan bastante su tamaño una vez rehidratadas, añadiendo más o menos aceite y vinagre adaptándolo a tu gusto.

Ingredientes
-Algas secas variadas (Wakame, Dulse, Nori en copos, Musgo de Irlanda, etc)
-Vinagre de umeboshi, si no tenemos podemos utilizar vinagre de manzana y un poco de pasta de umeboshi o zumo de limón.
-Pimienta en grano.
-Aceite (puedes utilizar el que más te guste: oliva, sésamo, girasol… procurando que sea de primera prensada en frío)
-Jengibre rallado para obtener una cucharadita de su zumo.
-Una pizca de cúrcuma.


Elaboración
1- Rehidratar las algas con un poco de agua.
2- Escurrir muy bien las algas una vez hidratadas, picarlas finamente con un cuchillo y conservar en un bol para ir añadiendo el resto de ingredientes.
3- Rallar un poco de jengibre, escurrir para obtener su jugo y añadir a las algas picadas.
4- Añadir el vinagre de umeboshi /o vinagre de manzana con una cucharadita de pasta de umeboshi/ o vinagre de manzana con una cucharadita de zumo de limón.
5- Añadir el aceite, la cúrcuma y un poco de pimienta recién molida.
6- Remover muy bien para mezclar todos los ingredientes.

A partir de este punto puedes dejarlo tal cual o añadir otros condimentos, por ejemplo un poco de curry, ajo, alcaparras o pepinillo cortados muy pequeños, etc. También puedes jugar con la textura picando más o menos las algas o añadiendo algún ingrediente que le aporte una consistencia más firme (por ejemplo nueces trituradas).

Espero que os animéis a probarlo y que os guste tanto como a mí.

 

 Diez motivos para incluir las algas en tu dieta
1- Las algas contienen entre 10 y 20 veces más minerales que las verduras terrestres (magnesio, potasio, calcio, hierro, fósforo…).
2- Neutralizan los efectos nocivos de la acidez que se genera con dietas excesivas en proteínas o como consecuencia del estrés de larga duración y es que, dada su abundancia de minerales, las algas producen un efecto alcalinizante y desintoxicante de la sangre.
3- Las algas son ricas en yodo, un mineral difícil de obtener de otra fuente. Así, previenen el bocio (hipertrofia de la glándula tiroides).
 4- También ayudan a disolver grasas y depósitos de mucus que aparecen debido al alto consumo de grasas saturadas, carnes y productos lácteos.
5- Son ricas en calcio y tienen un efecto calcificante de los huesos (especialmente las algas hiziki, wakame, arame, cochayuyo y kombu).
6- Refuerzan el sistema inmunitario por su riqueza en vitaminas y oligoelementos.
7- Las algas unicelulares (espirulina, chlorella y klamath) aportan vitamina B12, tan necesaria en circunstancias como una dieta vegetariana, el embarazo o en casos de fatiga o estrés.
8- Son capaces de expulsar del organismo metales contaminantes, radiactivos y nocivos.
9- Las algas facilitan la eliminación de toxinas gracias a su contenido en ácido algínico.
10- El agua sobrante empleada para remojar o cocinar las algas se puede utilizar en el agua de baño a modo de balneario casero para cuidar la piel.

(leer artículo completo sobre los beneficios de las algas en la alimentación en el blog del Manantial de Salud)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s